Aunque cambies de color, sigues siendo la misma

Colombia, un espejo al futuro (con Fujimori)

Colombia y nuestro país, dos realidades distintas hoy, pero un presagio justificado para el Perú si decidiera elegir a Keiko Fujimori como su próxima presidenta. Aquí lo explicamos.

Publicado: 2021-05-04

Lo que viene sucediendo en Colombia es terrorífico, varias decenas de muertos, más de medio centenar de desaparecidos y varios cientos de heridos producto de la represión a las protestas en contra de las políticas de Duque, y en particular por la última: una reforma tributaria que implica mayores impuestos para el pueblo, que ya tiene el bolsillo bastante afectado por la crisis causada por la pandemia.

Fuente: tHE new york times

Sin embargo, hay algo que puede terminar siendo más aterrador para los peruanos, y es que Colombia parece ser el futuro que le espera a nuestro país de ganar Keiko Fujimori. No solo los similares planteamientos políticos nos hacen pensar esto, sino también la forma de hacer campaña con estereotipos básicos de la izquierda o el apoyo de nuestro ilustre Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa.

Sí, durante la campaña para la segunda vuelta presidencial de Colombia, ¡oh casualidad! Aparecieron también carteles con el clásico “así venezó empezuela”, similares a los que hoy se ven en Lima, la única región en la que Keiko Fujimori vencería a Castillo, según las últimas encuestas. No solo el sostenerse en que “la izquierda elimina la libertad y la democracia” es común en las campañas de Duque y Fujimori, sino también el terruqueo: Petro, un exguerrillero como Pepe Mujica o Lula Da Silva, era el rival de segunda vuelta de el ahora presidente de Colombia, así que este obvio no desaprovechó la oportunidad de terruquearlo, como lo hace hoy Keiko, los medios de comunicación y quienes apoyan o respaldan la candidatura. Dos gotas de agua.

EL MISMO MODUS OPERANDI

Nuestro querido (y odiado) Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa manifestó hace un par de semanas que votará su archienemiga Fujimori, hasta entonces era reconocido como un antifujimorista solemne, sin embargo, apenas vio que el status quo estaba en riesgo, se coló con gusto en las filas fujimorista. He aquí otra similitud, Vargas Llosa también apoyó a Iván Duque en Colombia, casi que cuando el mismo argumento que contra Castillo, sí “la estabilidad democrática ante el riesgo y la peligrosidad de convertirse en Venezuela”. A este punto lo recordaremos más por sus pésimas opiniones políticas que por su brillantez en sus letras. Lamentable.

Varguitas, el "ni una buena"

Las políticas y la brutal represión, además del autoritarismo, son características que conociendo el historial de la dinastía Fujimori, que además es corrupta y criminal, seguramente tendrían. Muchos dicen vagamente sobre Castillo que “así empezó Venezuela”, bueno, tenemos frente a nuestros ojos lo que sería el Perú con Fujimori, “así empezó Colombia” podemos decir, con todo el sustento explicado.


Escrito por

Adrián Stéfano Sarria Muñoz

Ayacuchano, estudiante de Periodismo (ULima), ejerciendo en Estación Wari, emisora ayacuchana. Con la sangre roja (y blanca).


Publicado en

Sin patrón

Un blog de Adrián Sarria Muñoz.